Antonio Justel Rodriguez

EL GRIAL DE EBOR

 

 

 

... más allá de los mares últimos, de las tierras y luces últimas,

estabas tú;

 

… entré en mi corazón como en un fuego

y rosas vivas salieron a mi encuentro cuando dije que Elaí era tu nombre,

mi fe y razón, y mi última, mi excelsa gloria;

llevaba por divisa mis tambores, mis lábaros y lanzas, mis fuerzas y triunfos,

el óleo terrenal,

el mando y ser,

la estirpe;

 

… y nada fue;

 

… en atrios de silencio, bajo luz purísima, del otro lado de la sangre, vive Amor;

aquí, aquí está mi Camelot, mi Excalibur, y, también, mi patria y reina,

la que sueño y fulge,

mi Elaí;

 

… por tanto, extramuros aún y peregrino en el pecho,

pobre, desnudo y ciego, solo estoy;

ah rosas vivas, a aquélla, a la que es mi alma,

¿ podréis decirle que Ebor ha muerto y Ebor está llamádola, podréis ?

***

Antonio Justel Rodríguez

https://www.oriondepanthoseas.com

***

Todos los derechos pertenecen a su autor. Ha sido publicado en e-Stories.org a solicitud de Antonio Justel Rodriguez.
Publicado en e-Stories.org el 26.05.2023.

 
 

Comentarios de nuestros lectores (0)


Tu comentario

¡A nuestros autores y a e-Stories.org les gustaría saber tu opinión! ¡Pero por favor, te pedimos que comentes el relato corto o poema sin insultar personalmente a nuestros autores!

Por favor elige

Post anterior Post siguiente

Más de esta categoría "General" (Poemas en español)

Otras obras de Antonio Justel Rodriguez

¿Le ha gustado este artículo? Entonces eche un vistazo a los siguientes:

CONSTRUIRE LE COSMOS - Antonio Justel Rodriguez (General)
Growth - Inge Offermann (General)
A little rain of Irish blessings - Jürgen Wagner (Cumpleaños)